Nuestro Compás 3: Saber ser músico de La Oliva de Salteras

NuestroCompás2Traigo el recuerdo de un anuncio televisivo que se transmitía hacía muchos años con el objeto de fomentar la lectura. El mensaje era sencillo: un libro ayuda a triunfar”.

A tal ejemplo se le sumaba el hecho de afirmar, que lo mismo sucedía con el perro.

Intentaban solidificar la amistad en estas dos cuestiones.

Indudablemente los libros ofrecen un gran aporte en la vida y el hecho de convivir con un animal doméstico ofrece sin dudaNuestroCompás1 una riqueza interesante para sus dueños, cuidadores y responsables. Pero asegurar que un libro o un animal son el mejor amigo, es un simple argumento mercantilista o un buen enganche publicitario. Lo sustancial, en realidad, no está en la misiva que se transmite, sino en la dependencia que puede crear dándole validez a algo que no lo posee. Un perro terminará muriendo, es algo consabido. Un libro puede contener datos no exactos o incluso ser confuso en su exposición, además de ser un objeto que puede perderse.

NuestroCompás3Solidificar materialmente una amistad no es algo que se consiga en poco tiempo. Necesita de determinadas circunstancias y hechos que hagan que dos personas pongan toda su fe en la otra sin pedir explicaciones, sin esperar nada a cambio, estando dispuesto en el momento en el que se le precise. Esta sin duda, es la experiencia como músico y como persona que la banda de la oliva me transmitió desde el primer día. Así́ fue y así́ sigue siendo…Ser de La Oliva, es ofrecerle la mano al compañero sin condiciones; apoyarle en las decisiones, gusten o no; es permanecer firmes en los momentos difíciles; ser de La Oliva , es practicar la generosidad consecuente y responsable; ser de La Oliva, implica saber que alguien escucha, atiende y, calla, cuando es conveniente y se le solicita; ser de La Oliva, es poseer un tesoro que no se puede guardar en una caja fuerte simplemente porque no cabría en ninguna; , ser de La Oliva es admitir que nadie es perfecto y puede cometer errores; ser de La Oliva es algo que en mucha ocasiones decimos de forma baladí́, pero que en realidad no sabemos cotejar ni valorar adecuadamente en la mayor parte de las ocasiones… , ser de La Oliva es una conquista a la que no se debe renunciar bajo ninguna circunstancia. Ser de La Oliva, es saber de alguien que nosHombrera2014 acepta como somos sin criticas.

Ahora bien, una cosa es ser de La Oliva y otra distinta es saber ser de La Oliva. Simplificando la cuestión, mas que un deseo es un sentimiento y dicho sea de paso, los sentimientos llevan consigo una carga importante de cariño, admiración, afinidad, comprensión, que difícilmente podemos obviar de ninguna manera. Aunque por otro lado, cuando se es de La Oliva, se da por sabido que se sabe ser también, de La Oliva de Salteras. Y este es el mensaje señoras y señores, hay que saber ser de La Banda de la Oliva de Salteras.

José Manuel Barquero Puntas @BarqueroPuntas

Músico.

nuestrocompas

 

 

 

Anuncios